viernes, marzo 16

Totalmente manipuladas

Quizá al leer el titulo del post, se inquieten, pero es lo que yo sentí al leer la definición de "Patriarcado" y todo lo que implica, veamos...
Este termino fue acuñado por la norteamericana Kate Millet en Sexual Politics (1969). También lo llamó "Sistema sexo-género". Dice que es tanto una estructura general de organización social como una política de dominación. Esta política esta constituida por prácticas formadas por un cuerpo general de creencias o ideología, del que se derivan un conjunto de normas sociales y una serie de estereotipos, que cuando se cumplen dotan de base empírica y legitiman la ideología, perpetuando así el sistema.Tales prácticas son realizadas por las élites dominantes: el gobierno (constituido evidentemente por una gran mayoría masculina).O sea que somos parte de este sometimiento, sin darnos cuenta.
Ahora, como bien sabemos, los géneros asignan identidades, roles, capacidades, conductas, etc. y así se ubica a las personas según un orden de valores desiguales y complementarios. Con lo que el sistema patriarcal cae en un salto categórico transformando una relación horizontal y recíproca como es la "diferencia", en una relación vertical y jerárquica, como es la "desigualdad". Así, en lugar de entender que somos "diferentes" se pasa a considerar que las mujeres son lo diferente, lo otro, frente al prototipo de la humanidad que está representado por el género masculino. Entonces, lo masculino se convierte en un paradigma neutro de lo humano (volvemos a que los discursos se han hecho en primera persona del masculino) .
Además, toda sociedad patriarcal intenta asegurar la paternidad de sus descendientes, de ahí que se instituyan mecanismos de control de la conducta sexual, lo cual siempre ha acarreado mayores restricciones sobre la sexualidad femenina. Y eso no es todo, sobre las libertades de acción, elección y movimiento de las mujeres. Se valen de recursos coercitivos, como las leyes o las normas consuetudinarias (sobre la promiscuidad sexual femenina, la soltería, o un "exceso" de inteligencia o de presencia pública). O indirectos. Éstos, paradójicamente, son los mas eficaces. Se realizan mediante los medios de comunicación y mitos de identidad femenina. Todo esto es una injusticia total y lo peor, es una realidad, es lo que vivimos a diario. No nos dejemos llevar por ello, una mujer no tiene límites, no es definible, no debe ser de un modo u otro. Cada una somos diferentes y tenemos derecho a ser como queramos, claro, la regla de oro: "No te dañes ni dañes a los demás".
Ánimo mujeres, que nos falta mucho por hacer.

No hay comentarios: