jueves, marzo 13

"Déjala, es mujer"




“ Si no fueras mujer….” , “ ¿Qué, te vas a poner a llorar? “, son sólo algunas de las frases que en forma despectiva y hasta amenazante ha recibido Edith Loza Parraguirre por el sólo hecho de ser mujer y desempeñarse como agente de vialidad municipal.


“Entre los retos que he tenido que afrontar a lo largo de estos años de desempeño en el cargo, está el demostrar que tengo el valor y el carácter para un trabajo como este, lo cual es importante cuando te tienes que enfrentar sin entrar en controversia con automovilistas groseros, influyentes o en estado de ebriedad así como choferes de transporte que no respetan las reglas”.
A esto se suma el hacer frente a las agresiones físicas como jalones, empujones e incluso golpes , por lo cual algunas de sus compañeras, dijo, han ido a parar a la agencia del Ministerio Público, y desde luego los insultos y agresiones verbales, “ se siente muy feo cuando te gritan perros hambrientos, o el tu vives gracias a mis impuestos ratero, pero los peores son los influyentes, que ya te están cesando del cargo cuando no les permites estacionarse en un lugar prohibido o lo vas a infraccionar por alguna falta, son los más agresivos y groseros y siempre estas escuchando eso de que mañana no te vuelvo a ver, para mañana ya no estas, o el no sabes ni quien soy, aunque en este medio te encuentras de todo, gente muy bien vestida pero sumamente grosera en su trato, profesionistas o transportistas, así como gente muy conciente de sus errores y que aceptan la infracción”.
Pero no todo es fuera, dentro de la corporación, aunque sus compañeros varones no hacen diferencias por género, las oportunidades no son iguales para todos, ya que mientras casi todos los patrulleros son varones, las mujeres sólo se desempeñan en la actividad de a pie, o el curso para portar arma, sólo se ofreció a los hombres y mejor ni hablar de la posibilidad de ascensos, en donde las oportunidades mayores siempre son para el sexo fuerte.
17-03-08
Fe de erratas
¿Queee? ¿Sexo FUERTE? Gracias a la buena observación de un lector, me di cuenta del error garrafal que cometí. En realidad este post es una noticia y a excepción de unos parrafos, la incluí toda. Cuando la estaba leyendo pensé inmediatamente en ponerle comillas al "fuerte", pero simplemente se me olvidó... Esta claro aquí que no somos para nada las débiles del cuento.

No hay comentarios: